Ebria de felicidad

???????????????????????????????Por Karelia Álvarez Rosell

Llega con ansias y expectativas septiembre, de nuevo se viste multicolor: amarillo, rojo, azul, carmelita, verde… y la alegría, el recuento de las vacaciones, el abrazo, el beso, el deseo de aprender y descubrir, invade cada rincón de los planteles educacionales que abren sus puertas con el inicio del curso escolar.
No se me hace tan lejos la vida de estudiante, pues con la llegada de mis hijas y sobrina vuelvo a alistar uniformes, preparar mochilas, forrar libretas, libros, elaborar merienda y mirar a cada rato el reloj para no llegar tarde al matutino para ser una más de la formación en la plazoleta.
Ahora me veo multiplicada; una casi termina la enseñanza Artística y la otra comienza la Media. De La Habana me llega la noticia del retoque de su escuela, mientras por acá todavía la alistan, le dan los toques finales a los laboratorios y algunas aulas que en breve tendrán mayor ventilación, pero aprecio en los ojos de mi pequeña destellos de felicidad, más que preocupaciones por las nuevas materias y el joven profesor guía. Sigue leyendo