Extraordinarias mamitas

Por Karelia Álvarez Rosell

Eso somos sí, extraordinarias mamitas. La sabia naturaleza nos dotó de ese exclusivo privilegio, el de llevar en nuestra pacita a tiernas e indefensas personitas que se nos antoja llevarlas por siempre de la mano, creo que hasta después de nuestra propia existencia. Sigue leyendo

Anuncios