Indignada

Por Karelia Álvarez Rosell

A indignarnos nos convida la contrarrevolución alimentada por la mafia miamense y los representantes de Estados Unidos en La Habana; tal como lo hacen estudiantes, mujeres y hombres en diversas regiones del mundo en reclamo al respeto de los más elementales derechos de los seres humanos.
Me pregunto qué les hace parecer que nosotros no estemos indignados. Al menos yo lo estoy y mucho, porque me irrita ver cómo hijas e hijos de esta patria venden el alma al Diablo por unas migajas, algunos billetes o por querer ampliar su hoja de servicios para ganarse la visa de ir a ese país de la ¿libertad? que se desmorona.
Así andan las llamadas “Damas de blanco“, a las que algún desquiciado propagandista de la contrarrevolución osó igualar con Mariana Grajales, madre de los Maceo que ofreció a todos sus hijos y esposo a la causa de la independencia de Cuba.
Por supuesto que me indigno cuando presencio cómo en esa nación que insiste en alzarse ante el mundo como la fiel veladora y defensora de los derechos humanos, las fuerzas policiales arremeten contra los manifestantes con gases lacrimógenos, gas pimienta, golpes o culetazos, al punto de hacer abortar hasta una mujer.
Pero quién no se indigna ante tamaña brutalidad, y todavía un supuesto amigo de Facebbok, en su afán de buscar argumentos y justificaciones para enmascarar los sucesos, me dice que allí la gente sí tiene derecho de salir a la calle para protestar. Tan solo  pregunto ¿a qué precio, al de perder la vida o esa personita que concebimos con tanto cariño?
Desde los EE.UU me llegan señales para que salga a la calle en son de indignación, lo haré, porque no aguanto tantas desigualdades, guerras, miserias…ver cómo niños mueren sin antes haber aprendido a escribir su nombre o por el padecimiento de una enfermedad que ya es curable.
Y si quieren que me indigne por Cuba, tan solo puedo decirles que busco y no encuentro los motivos pues sus males son de otra índole. Como buenos críos la cubrimos de esperanza y trabajo para salir del atolladero porque solo así podremos retribuirle por tanto bienestar dado durante años sin tener una economía sustentable.
Si insisten en que me indigne, no será difícil lograrlo porque lo estoy. Me molesta –y sobre manera– el hecho de que no la dejen  tranquila, le impongan modelos y recetas neoliberales para resolver sus problemas, la estrangulen con un bloqueo nunca antes visto en la historia de la humanidad, la desmoralicen y la calumnien porque mi país, a pesar de sus imperfecciones y los complejos tiempos que vive, tiene un corazón bien planta´o en el medio del pecho.

Anuncios

8 comentarios el “Indignada

  1. Ellos son unos ingenuos y no acaban de comprender la naturaleza de los cubanos que vivimos en Cuba, que sin dejar de reconocer los trechos que aún nos faltan por vencer y nuestras imperfecciones, estamos dispuestos a derramar nuestra sangre en defensa de este pedacito de suelo cubano que tanto queremos.
    Cómo yo: mujer, negra y de hogar humilde, que me siento realizada como profesional y por tener una bella familia voy a salir a la calle indignada a protestar.¡Qué se han creído! No nos calculan

  2. Se el gran pueblo cubano que vive en la bella Isla Azul, es como su emblemática Palma Real “por fuertes vendavales que lleguen, las moverán pero nunca las vencerán”.

    • Es tal como dices, Néstor, hemos pasado momentos bien complejos pero siempre hemos salido adelante debido a un principio que nos viene dando señales de vistoria desde nuestras luchas independentistas: la unidad. Entre todos saldremos adelante.

    • Sería lo mejor, así los del Norte albergarían en su seno a esos vende patria y, a su vez, nosotros recibiríamos a los cinco valerosos hombres que desde las entrañas del imperio combatían el terrorismo.

  3. Hasta yo estoy indignada, Karelia, porque esta gente no nos dejan caminar tranquilos, pero el problema está en que les molesta que Cuba no pueda ser una estrella más en su bandera.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s